Ruta de Chamizo

Se determina “Ruta de Chamizo” al recorrido de los lugares que nos describe el autor en su obra poética. Está situada en la zona sur del término municipal de Guareña y tiene un recorrido total de 30 Kms, (ida y vuelta), señalizado en todo su tramo.

Situándose en la Avda. de la Constitución, se parte hacia el camino Lomo que transcurre por una loma de terreno coincidiendo con la línea divisoria entre los términos de Cristina y Guareña.

Bajaremos el cerro de la Tinajas, balcón y puerta de Valdearenales. Cruzaremos el arroyo de Cristina, la Casa Bonita y el Puesto Carrillo, siendo este último lugar de descanso y venta, donde arrieros y caminantes provenientes de Azuaga, Valle de la Serena, Puebla de la Reina … acampaban y hacían noche antes de pagar pensión en Guareña.

Sigue el camino adelante y cruzaremos la Cañada Real Leonesa que cruza Valdearenales de Este a Oeste. A pocos metros de este cruce y por la izquierda, parte el camino de Juncal hacia el cerro de El Porrillo, lugar donde se encuentra “la viña del Tinajero”.

Llegados a la zona de Borrachuelo, cruzamos este arroyo y enfilamos hacia la gran finca adehesada de Valdelapeña. Toda la zona está rodeada por los sitios de la Garza, el Toril, la Galiana, el Rincón y la Carrascosa, regado todo el sur del término por arroyos y regachos provenientes de la cortina de sierras del Conde y Vista Alegre (Oliva de Mérida) y de la Monea (Manchita).rutadechamizo

Por Borrachuelo la vegetación permanece en todo su curso, pero se acrecienta hacia su nacimiento, jaras, tomillos, zarzales, hinojos, té silvestre, espárragos trigueros, aulagas, juncos, cardos borriqueros.

Hace 2 siglos aproximadamente, estas tierras eran un auténtico erial de encinas y jarales. Campos sin cultivar y extensiones grandes de baldíos pertenecientes al condado de Medellín. Estas tierras de baldíos y zona de arenales, peñas y valles, tomaron el nombre de Val- de-arenales y Val- de- la- peña. Cuando las tierras se hicieron libres, familias de labradores con sus hijos comenzaron a descuajar por el sistema de rozas (desmontar baldíos) y formaron minifundios, estructurando de forma irregular y sin forma el extenso erial de posío. Todas estas tierras, una vez marcadas, originaron un puzzle totalmente deformado, de ahí que veamos aún vegetación de monte bajo (jarales), muchos caminos y veredas sobre fincas irregulares.

Se puede regresar a Guareña por varios caminos: por el camino del Juncal, o por el de la Puebla (camino del Arroyo Arriba), o bien regresando a Valdelapeña.